Cintermex. Av. Fundidora Local 104, Monterrey, NL,México
(81) 8191 8276

5 prácticas que los videojuegos nos enseñan sobre equipos de alto rendimiento

Uno de los retos más grandes al que nos enfrentamos día a día al crear un startup, dirigir una empresa, ofrecer un servicio / producto, o gestionar un proyecto, es lograr que nuestros equipos de trabajo se coordinen bien, estén motivados, se comprometan y completen los objetivos que se establecieron. Esto, que parece un gran problema y dolor de cabeza, puede ser resuelto al voltear y observar cómo las empresas de videojuegos cada vez dominan más el arte de influenciar a los jugadores para lograr comportamientos positivos.

Hace algunas semanas tuve la oportunidad de jugar un videojuego llamado Destiny 2 y honestamente creo que es un buen ejemplo de como este tipo de juegos nos enseñan como incentivar la participación de los jugadores para lograr el trabajo en equipo.

Para la segunda semana del juego, la empresa liberó un evento llamado “Raid”, en el cual seis jugadores deben reunirse, y en conjunto lograr una serie de retos “realmente complicados” que tienen como duración promedio tres a cuatro horas si es la primera vez que se realizan. Al terminar con mi equipo nuestra sesión de cinco horas (por supuesto fue en fin de semana) termine con una sensación de satisfacción, emoción, felicidad y lo primero que pasó por mi mente fue: “Si lo que acabo de vivir ocurriera todos los días en las empresas, estas se verían sumamente beneficiadas”.

A continuación las cinco prácticas que sé, les ayudarán con sus equipos de trabajo y que podemos aprender de los videojuegos:

1. Trabajar con Clanes / Guilds.

Los clanes son grupos de personas que comparten los mismos temas, gustos, ideas y se apoyan entre sí para lograr la fama o gloria como grupo. En Destiny 2 así como en muchos otros juegos, existen estos clanes que de no entrar a uno, se pierden diversos beneficios:

  • No puedes obtener recompensas especiales semanales que se dan al trabajar en equipo.
  • Existen eventos en el juego, que si no tienes un grupo de conocidos difícilmente los podrás realizar, perdiendo las recompensas que se dan al concluir dichos eventos y la experiencia de vivir esa parte del juego.
  • Pierdes la oportunidad de crecer en conocimiento (por ejemplo: tips para subir de nivel más rápido) dentro del juego, ya que conoces jugadores que han estudiado y saben más que tú.

Al establecer este tipo de beneficios se incentiva la colaboración en equipo, se genera un sentido de pertenencia entre los miembros del clan y se vive una mejor experiencia dentro del juego. Al trabajar con clanes dentro de nuestros trabajos, todos crecemos, el equipo se vuelve más fuerte, podemos tener más recompensas, conocimiento y por supuesto, no olvidemos el sentido de pertenencia que creamos en ellos.

2. Comunicación efectiva y tecnología.

Es imposible pensar en jugar eventos complicados como la “Raid” si no contamos con una forma de comunicarnos, de hecho, el mismo juego solicita que para hacer dicho evento es necesario un equipo (seis personas) y buena comunicación.

Si bien, la comunicación “cara a cara” es la forma más efectiva de comunicarnos, y que de hecho recomiendo, nosotros logramos comunicarnos muy bien haciendo uso de la tecnología, que en nuestro caso fue usar un “headset (audífonos y micrófono)” y una aplicación de comunicación por voz y texto (ej. Discord).

A pesar de las bromas y el bullying (sano) que se da al estar en un canal de voz con tus amigos, al comenzar a jugar, todos nos concentramos generando un ambiente de profesionalismo. Seis completos desconocidos de diferentes lugares del mundo, colaborando para lograr un objetivo en el que la comunicación es envidiable para muchas organizaciones conocidas. Todos hablando en tiempo real, buscando ayudarnos unos a los otros para coordinarnos y terminar el evento que tenemos frente a nosotros y así poder reclamar nuestra recompensa. No e-mails, no esperas, no intermediarios, pura comunicación efectiva y clara entre todos.

3. Aprender sobre la marcha (Realizar experimentos).

Recuerdo que antes de comenzar uno de los eventos “difíciles” dentro del juego, uno de los jugadores que previamente había estudiado esto en internet, se dedicó a explicarnos a los otros cinco cuales eran las responsabilidades de cada uno y las mecánicas de las cuales debíamos tener cuidado. La explicación no había sido del todo mala, pero ya después de algunos minutos, tres de los jugadores comentamos: “¿mejor lo hacemos no?”, ya todos confundidos con la larga explicación, decidimos empezar, que al final de cuentas, uno dijo: “vamos a morir muchas veces”.

Y así fue, ¡hasta el intento 21 lo logramos! Prueba y error fue lo que hicimos, experimentábamos, perdíamos, platicábamos sobre lo que había pasado, aprendíamos y volvíamos a intentarlo. Por cada intento que hacíamos, menos ambigüedad existía y al final logramos terminar gritando y sintiendo una grata sensación de satisfacción y felicidad.

4. Motivación Intrínseca como un factor importante para equipos creativos.

Como ya muchos sabemos, las empresas de videojuegos son expertas en darles a sus jugadores recompensas y así mantenerlos tan interesados en el juego, que hay quienes no comen ni duermen con el fin de recibirlas. Pero mucho antes de estas recompensas, existe otro tipo que no necesariamente vienen de cofres, armaduras y dinero dentro del juego. Este tipo de recompensas se llaman “motivación intrínseca”.

Esta motivación es aquella que viene de dentro de nosotros, es decir, nos “auto-recompensamos”. Similar a lo vivido después de nuestro intento 21 y más de tres horas de juego, la satisfacción trasciende más allá de esperar nuestra recompensa tangible, de hecho, en ese momento la habíamos olvidado por completo supliéndola con la emoción de haber terminado el evento exitosamente.

Muchas veces olvidamos la importancia de conocer la motivación intrínseca de nuestros equipos y de cada uno de sus miembros “porque consume tiempo”, perdiendo la oportunidad de influenciarlos positivamente para que puedan experimentar la dicha de resolver problemas complejos y terminar proyectos con éxito alineados a sus motivaciones intrínsecas personales y grupales.

5. Motivación extrínseca; premios y recompensas.

Por último y no menos importante es la “motivación extrínseca”, aquella que viene de recompensas, premios, dinero, grados, y fama. Después de celebrar con mí equipo y platicar sobre como logramos terminar los retos en el evento, por supuesto que corrimos a recoger nuestro “cofre” con nuestra recompensa.

Un motivador extrínseco muy fuerte en las personas es el “estatus”, nos encanta tenerlo dentro de nuestra empresa así como sucede en los videojuegos, en los que uno no descansa por ser el nivel “más alto” y tener los mejores “objetos”. Pero debemos de tener cuidado con este tipo de motivaciones, ya que en muchas ocasiones de no manejarse bien, pueden ocasionar que las personas se motiven principalmente por obtener las recompensas, en lugar de resolver el problema y trabajar en equipo. Aquí les comparto un link sobre las 6 reglas para las recompensas por Jurgen Appelo que pueden seguir al ofrecer recompensas extrínsecas a sus equipos de trabajo.

Un dato interesante es que dentro de muchos videojuegos las recompensas sonaleatorias, por lo que no sabemos lo que nos puede tocar. Esto está muy bien pensado ya que no afecta el interés de los jugadores por concluir los eventos y retos. Si ellos supieran que van a obtener una recompensa que no están buscando, probablemente no tendrían el interés de participar en estos eventos del juego.

Los maestros de la influencia positiva siempre comienzan motivando a sus equipos de trabajo por medio del factor “intrínseco”, para posteriormente ligarlo a una recompensa “extrínseca”, siguiendo reglas sencillas al recompensar.

Reflexiones importantes

¿Existen clanes en tu empresa / trabajo? ¿Cómo incentivas hoy la colaboración en equipo?

¿De qué manera promueves la comunicación efectiva en tus equipos? ¿Cómo la mejorarías?

¿Qué puedes hacer para crear un entorno seguro en el cual tus equipos puedan experimentar y aprender sobre la marcha?

¿Conoces las motivaciones intrínsecas de las personas con las que trabajas? ¿Has combinado estas motivaciones con recompensas extrínsecas?

Seguro que si investigas más sobre cada una de estas cinco prácticas y consideras estas preguntas, podrás descubrir nuevas y mejores formas de trabajar en equipo con las personas que te rodean.

Leave a reply